En Persiluxe, podemos solucionar y eliminar cualquier tipo de atasco relacionados con persianas de cualquier tipo. Las causas de los atascos de persiana son múltiples: es posible que una o varias lamas se hayan quedado enganchadas en el cajón o en la guías al subir o bajar la persiana; que se haya soltado un fleje que sujeta el paño de la persiana; que se haya roto de una de las lamas; o, incluso, el propio peso de la persiana puede ser la causa de que no funcione correctamente o de que sea totalmente imposible subirla o bajarla.

Si el atasco se ha producido en una persiana eléctrica, es posible que algún objeto haya obstaculizado la bajada de la misma, bloqueando el motor e impidiendo que la persiana suba o baje. Sea cual sea el motivo del atasco, nosotros podemos solucionarlo, ofreciéndole la garantía de que no le volverá a pasar en un largo período de tiempo.

 

Ventanas de PVC