En Persiluxe, utilizamos el sistema de mallorquinas de PVC y/o de aluminio exteriores que se adapta a cualquier forma de ventana y diseño arquitectónico, tanto si su destino final es para obra de nueva construcción como si se trata de renovar edificios clásicos o de mayor grado de antigüedad. Además de aportar un alto componente estético, las mallorquinas exteriores protegen su vivienda del frío y de la luz a la vez que decoran la fachada.

Los materiales utilizados son de alta calidad. El perfil del marco permite un inmejorable acabado a muro de la mallorquina. Las juntas son fácilmente reemplazables, resistiendo a los diferentes agentes atmosféricos y evitando, así, el envejecimiento prematuro.

Mallorquinas para puertas y ventanas: Lama fija y lama orientable

Las mallorquinas exteriores están disponibles tanto en lamas fijas como orientables, permitiendo graduar el caudal de luz según sus necesidades y en función de la hora del día y de la estación del año.

Amplia gama de colores

La amplia carta de colores, incluye tonalidades lisas o metálicas, y maderas con acabado superficial liso o texturado, en línea con las nuevas tendencias arquitectónicas, aportando innovación y diferenciación a cada proyecto.

Todo ello, sin olvidar que, tanto en el sistema de aluminio como el de PVC, el mantenimiento requerido para la buena conservación de las mallorquinas es mínimo. Tan solo es necesario emplear agua y jabón, ya que no le afectan agentes externos como la radiación solar, la humedad o la corrosión, entre otros.